Secretaria de Asuntos Estudiantiles
  • 24
  •  
  •  
  •  
  •  

La iniciativa surge a partir del interés de los estudiantes y diversos miembros de la comunidad universitaria por debatir y sentar posición acerca de esta gran problemática social. Estuvo organizado por la Secretaría de Asuntos Estudiantiles del Departamento de Ciencias Sociales, Jurídicas y Económicas, y las agrupaciones “Equidad Estudiantil” y “Enrique Barros”.

Con representantes de distintos ámbitos, a favor y en contra del la aprobación del proyecto, inició el ciclo de debate más relevante de los últimos meses. Formaron parte del panel abogados, médicos y estudiantes, quienes luego de plantear su postura frente al tema, pudieron intercambiar opiniones con el auditorio, que en su mayoría estaba integrado por jóvenes estudiantes.

En primer lugar hizo uso de la palabra, abogado, Francisco Baigorri Ocampo, quien destacó este tipo de actividades, “Celebro toda discusión; debate, foros, seminarios que se hagan, porque el tema no es simple, nos estamos enrolando a otra postura diferente a la que argentina venia enrolada. Creo que hay algunos dilemas de factura constitucional”, expresó.

Sobre su postura sostuvo “Hay un cebero impedimento inconstitucional para que el proyecto sea viable, básicamente porque argentina ha celebrado convenios internacionales y no formuló ninguna reserva; no puede codificarlos por una ley inferior, de modo tal que se está protegiendo la vida particularmente”, finalizó.

Por su parte la abogada y militante, Marianela Flores Díaz, en contraposición con el doctor Baigorri, dijo, “La interrupción voluntaria del embarazo es un derecho a la salud de la mujer y se debe reconocer y hay que dejar en claro que no hay ningún problema con los pactos internacionales”.

Puntualizó, “Venimos trabajando fuertemente a nivel nacional apoyando el proyecto de la interrupción voluntaria del embarazo. Estamos muy contentas desde los espacios feministas y agrupaciones de derechos humanos por el espacio que brinda la UNLaR”.

Seguidamente, el pediatra, Daniel Quiroga, manifestó, “Tenemos que hablar desde el lugar de cada uno y mi lugar es como educador y medico. Creo que tenemos que hacer un enfoque académicos, debemos participar de todos los debates y hacer un enfoque humanístico”.

“En esto tiene que haber un enfoque educativo, una educación integral, que empiece en la familia, debe seguir en los jardines de infantes, continuar en las escuelas y en las universidades y posgrados”, enfatizó Quiroga.

Acerca de su postura dijo “Estoy totalmente a favor de la despenalización del aborto, porque si el eje es lo humanístico y la persona, cargar de culpas, es un enfoque que no es el adecuado”.

También pudimos escuchar a la estudiante María José Sánchez, “Se puede ver la enemistad generada en la diferenciación de la opinión, hay que dar un marco de respeto y romper las chicanas a los derechos conquistados, estoy a favor de la vida”, puntualizó.

“Es un retroceso es ir en contra de los derechos conquistado del niño, de darle la posibilidad de acceder a una asignación universal, por dar un ejemplo. Es como hablar de un desperdicio, algo que no está en nuestro cuerpo, sin tener en cuenta las consecuencias”, finalizó.

En tanto, María Victoria Ponton Montenegro, estudiante, relató, “desde 1921 existe el aborto no punible, hoy tenemos provincias en las que hay profesionales que se niegan a garantizar abortos legales”.

Sobre el proyecto dijo, “El aborto legal debe mirarse desde una mirada política, no moral ni religiosa. Necesitamos funcionarios públicos que deben ejercer su tarea según la ley y no basándose en la mujer”.

Señaló,  “Es una problemática de salud pública, el estado debe hacerse cargo de esta problemática social que perjudica a muchísimas mujeres en desventajas  ante las practicas de abortos y condenas sociales”.

Finalmente Fernando Sotomayor, representante de la agrupación “Equidad Estudiantil”, comentó como surge la iniciativa de la realización del debate, “esto comenzó hace un mes, venimos trabajando con los chicos de otra agrupación, Enrique Barros,  y decidimos que lo haríamos desde el punto de vista legal y medico”.

Y agregó, “veíamos que no se hablaba mucho del proyecto en la universidad y creemos que es importante involucrarse y ser parte, queremos que se tome con la responsabilidad que se merece el tema dentro y fuera de las aulas”.